70 campaneros de la Comunidad Valenciana celebran este sábado en Moixent su “Trobada” y enseñarán a tocar a niños y jóvenes

La localidad valenciana de Moixent acogerá este sábado la “XXII Trobada de Campaners Valencians” con la participación de grupos de campan...

El Colegio de Arquitectos organiza el primer debate sobre el Plan Especial del Botànic

5 de julio de 2016

send email
print this page
La reducción de alturas de determinados edificios en la calle Guillem de Castro, la eliminación de la estación de servicio existente en esta vía y la ampliación de sus aceras, son algunas de las propuestas que recoge el Plan Especial de Protección de los Entornos del Jardín Botánico, la puerta de Quart y la iglesia de San Miguel y San Sebastián.

Este documento normativo regulará todas las actuaciones urbanísticas, paisajísticas, arqueológicas y ambientales que se lleven a cabo en los inmuebles y espacios de la zona oeste de la ciudad en la que se encuentran los citados Bienes de Interés Cultural (BIC), así como los Bienes de Relevancia Local (BRL), a los que se añaden el colegio e iglesia de los Jesuitas, la Casa de la Caridad, la alquería del Beato Gaspar Bono y el pretil del antiguo cauce del río Turia, en el tramo comprendido entre Guillem de Castro y el puente de las Glorias Valencianas.

El concejal delegado del área de Desarrollo Urbano y Vivienda, Vicent Sarrià, ha manifestado que una vez que pasen los trámites de exposición y participación pública, la aprobación provisional y definitiva, “será un documento de planeamiento de especial importancia porque recoge toda la normativa que se tiene que aplicar a la hora de realizar cualquier intervención en este ámbito. El documento incluye parcialmente los barrios del Carmen, Velluters, Botánico y Campanar, con el tramo de la parte superior del antiguo cauce del río comprendido entre el puente de las Glorias Valencianas y el de las Artes, donde el plan propone, entre otras medidas, retranquear la alineación del espacio de ampliación del Jardín Botánico, para conseguir mayor espacio peatonal”.



REORDENACIÓN DEL TRÁFICO

En este sentido, Vicent Sarrià ha explicado que este plan de protección de entornos BIC “considera necesaria la recalificación del espacio público que se encuentra alrededor de estos bienes y la reordenación del tráfico de vehículos dirigida a la ampliación de la primacía del viandante frente a la circulación rodada”. Con este fin, ha detallado, “el documento propone la reurbanización del paseo de la Pechina hasta la esquina de la gran vía de Fernando el Católico, que envuelve el ámbito de la futura ampliación del Jardín Botánico, y de las calles de Quart, de Guillem de Castro (desde la calle de la Corona hasta la plaza de la Encarnación), Beato Gaspar y Turia, y la plaza de la iglesia de San Miguel y San Sebastián, incluida la embocadura hasta la calle de Borrull.

El plan mantiene la estructura urbana y arquitectónica de la zona, con las alineaciones existentes, y conserva la edificación situada en el número 79 de la calle Quart, como una alineación histórica. Asimismo, aboga por la mejora de la percepción de los BIC y con este fin reduce el número de plantas y altura tanto en la calle Guillem de Castro como en Quart y Gran Vía Fernando el Católico. Como ha aclarado el concejal, “esta reducción afecta a futuras intervenciones, las viviendas que exceden la altura quedarán fuera de ordenación, pero se mantendrán mientras se mantengan los edificios”.

Entre las medidas propuestas en este plan también se encuentra la rehabilitación y adecuación de edificios protegidos, como la alquería del Beato Gaspar Bono, que está calificada como dotación pública educativa cultural y se propone para ludoteca; el refugio de la plaza de la Encarnación, y una serie de actuaciones de rehabilitación de las fachadas de los inmuebles que envuelven el Jardín Botánico y la iglesia de San Miguel y San Sebastián.

El documento identifica construcciones y edificaciones que no se ajustan a los parámetros básicos de las edificaciones tradicionales de la zona en cuanto a alturas, profundidad edificable o usos inadecuados que suponen un deterioro visual o ambiental del espacio. Además, añade cuatro bienes de relevancia local a los ya existentes, que son el monasterio de Santa Úrsula, el panel heráldico del convento de Santa Úrsula y la chimenea de la manzana recayente a la calle Quart y plaza de San Sebastián. También revisa catálogos de protección e incluye 34 edificaciones que son muestra de la arquitectura moderna y tradicional de la zona.

En definitiva, Sarrià ha destacado que, “este plan, que establece el régimen de residencial plurifamiliar para todo el ámbito, reduce la edificabilidad privada, mantiene los metros de techo dotacional y vela por la protección y la puesta en valor de los BIC y su entorno y la recuperación del espacio público”.

Se realizará un segundo debate de este proceso de participación pública el próximo martes 12 de julio a las 19.00 horas en el Jardín Botánic, para entidades y vecinos del distrito. 
Recomiendalo:
 
© Copyright 2014-2015 Diario Crónica All Rights Reserved.Contacta por mail