70 campaneros de la Comunidad Valenciana celebran este sábado en Moixent su “Trobada” y enseñarán a tocar a niños y jóvenes

La localidad valenciana de Moixent acogerá este sábado la “XXII Trobada de Campaners Valencians” con la participación de grupos de campan...

El Consell subraya que aún tiene más de 700 millones en facturas sin pagar que no se pueden abonar por FLA y califica de 'perversos' los argumentos de Montoro

24 de junio de 2016

send email
print this page


El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, ha señalado que el Consell aún tiene más de 700 millones en facturas y compromisos sin pagar que no se pueden abonar por FLA y ha calificado de "perversos" los argumentos del ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, cuando justifica que el ministerio no ha pagado aún la totalidad del FLA anunciado (1.362 millones) y únicamente ha desembolsado 991 millones porque la Generalitat no ha cargado todas las facturas. El ministro sabe perfectamente las dificultades de Tesorería que estamos atravesando en la Comunitat Valenciana. Hemos pasado los peores seis meses de la historia por la decisión del ministro de Hacienda de bloquear el FLA ordinario y conceder únicamente unos exiguos anticipos", ha indicado.

"Desde la Generalitat se han cargado las facturas en la plataforma de pagos del ministerio en un tiempo récord. Así, el día 10 de junio ya estaban cargadas todas las facturas contabilizadas, cuando el plazo dado para ello a todas las comunidades autónomas finalizaba el día 13 junio", ha señalado el conseller, quien ha explicado que "el procedimiento que se ha seguido es exactamente el mismo que se ha usado en años anteriores; de hecho, son los mismos funcionarios quienes han llevado a cabo la tarea, de forma además muy eficiente, ya que la experiencia que han acumulado en el proceso hace que cada vez desempeñen mejor su trabajo". Así, en 2015 el trabajo de cargar facturas se produjo a lo largo de varios meses, en marzo, en abril (a principio y final de mes), en mayo y en junio.

El Ministerio de Hacienda dio al Consell un plazo de tres meses para hacer pagos con el FLA extraordinario que este jueves se ha abonado, y en solo un par de días el Consell ya había cargado para su desembolso el 72% de esa cantidad. "El resto se irá cargando a lo largo de las próximos meses", ha apuntado, para advertir que, paralelamente, hay más de 700 millones pendientes de pagar por facturas y compromisos diversos que no son susceptibles de cargarse al FLA. "Que tome nota el ministro", ha criticado Soler. En cambio, esas deudas sí podían haberse satisfecho con cargo a los anticipos de la liquidación de 2014, en caso de haber dispensado el Gobierno central al actual Consell el mismo trato que dio en 2015 al anterior Ejecutivo autonómico, afín políticamente.

Entre esos 700 millones pendientes que no pueden ir por FLA, figuran 320 millones del sector público (nóminas y obligaciones), así como subvenciones a ayuntamientos y a personas físicas y jurídicas. Entre esos 320 millones, se incluyen en concreto 150 millones en facturas de los proveedores, nóminas y subvenciones de las entidades y organismos de la Generalitat, y 50 millones pendientes en subvenciones de todo tipo referidas a 2015. Asimismo, hay 50 millones en renta garantizada, la nómina de la Dependencia y subvenciones de 2016 a ayuntamientos; 20 millones de la Conselleria de Educación en concepto de bono infantil y ayudas a entidades locales; 8 millones en tributos (IBI y otros); 10 millones por sentencias; y 8 millones en ayudas de Agricultura y Vivienda, entre otros. También forma parte del importe global la devolución de los impagos por las retenciones del IRPF a los funcionarios por parte del anterior Consell (250 millones) o el pago de la extra pendiente de 2012 (150 millones), que se desplazó finalmente al mes de julio, entre otros.

Vicent Soler ha explicado que los abonos del FLA extraordinario se pagan habitualmente a lo largo de los meses siguientes, tal como hizo también el anterior Consell. "Por eso, no entendemos de qué se sorprende ahora el ministro", ha resaltado el conseller. "Parece que el problema no está en cómo hacemos las cosas, ya que seguimos el procedimiento correcto y habitual en tiempo y en forma; lo que de verdad le molesta al ministro es que el Gobierno que hay aquí en la Comunitat Valenciana no es de su mismo color político", ha agregado.

"Y lo que es incontestable son las cifras que hay sobre la mesa", ha apuntado para recalcar que el anterior Consell recibió hasta el 22 de junio de 2015 una liquidez de 2.954 millones, mientras el actual Consell solo ha recibido hasta la misma fecha de 2016 una liquidez de 536 millones de euros, casi seis veces menos.

"Esa es la realidad que quiere ocultar el ministro Montoro, y ya no sabe qué excusa inventarse para negar la evidencia de que está haciendo un uso electoralista de unos fondos que corresponden a todos los valencianos. Ese dinero no es del ministerio, es de los valencianos y se recauda aquí con nuestros impuestos", ha señalado Soler.

El Gobierno central otorgó hasta el 22 de junio al anterior Consell una liquidez de 2.954 millones entre el FLA ordinario y extraordinario (2.438 millones) y los anticipos de la financiación (516 millones). Esos anticipos supusieron el 75% de la liquidación de julio, que el año pasado ascendió a 684 millones.

Por contra, este año el Gobierno central solo ha proporcionado, a fecha de hoy y pendientes del desembolso efectivo del FLA, una liquidez de únicamente 536 millones, referidos solo a los anticipos de la liquidación, y cero euros correspondientes al FLA ordinario y extraordinario. Los anticipos solo suponen el 43% de la liquidación de este año, que se eleva a 1.245 millones.
Recomiendalo:
 
© Copyright 2014-2015 Diario Crónica All Rights Reserved.Contacta por mail